viernes, 16 de abril de 2010

"Esas manos..."


Esas manos llevan consigo un lazo casi invisible que hace que mi sentido se remueva.
Cincuenta y nueve años, casi sesenta, enlazados, no pasan desapercibidos para mí.
Miro esta foto y viajo en el tiempo a miles de lugares que nunca conocí, a sentimientos que jamás rocé, quizá por destino o por capricho de la vida no tuve esa suerte.
Esas manos traen a mi mente aire de fidelidad, de espera en el cansancio, de temple y horas empleadas, de maravilla atravesada con el mejor de los sentimientos. Esas manos dibujan una historia de amor perfecta con la que quisiera soñar y despertar para siempre.
Si cierro los ojos y juego a dibujar un trazo perfecto de lo que me dicen las imágenes lo tendría fácil. Imagino a un hombre libre, con la sensación limpia del que se gira en el aire a merced del motor de un Messerschmitt-109, y tan sólo siente el mundo bajo sus pies. Dueño y señor del cielo, y el mismo espacio haciéndole feliz. Si cierro los ojos y los aprieto con fuerza imagino la cara dibujada en su rostro después de haber atravesado caminos que seguramente no hubiera querido atravesar. Un barco “Uruguay” que lo esperaba queriendo acoger a un corazón indomable y valiente, o una España perdiendo el juicio ante lo que seguro que esas manos buscaban, la paz y la coherencia.
Si aprieto con fuerza mis ojos puedo ver una plaza Sant Jaume feliz de ver a quien ese día el cielo traía al mundo. Unas manos que en algún lugar agarraron con fuerza a las de Alfonso XIII, en los inicios de la pérdida total de cordura de un pueblo que quiso decir basta.
Si aprieto con fuerza los ojos, soy capaz de ver esas manos ya arrugadas, mucho antes de asirse para siempre a la mujer de su vida, luchando por lo que siempre creyó que traería la libertad al hombre.Esas manos creyeron en la fidelidad y en el trabajo, ojalá se sintieran recompensadas en la lucha, ojalá.
Esas manos me hablan de lo eterno, de lo que no se destruye por mucho que el vendaval se empeñe en soplar con fuerza. Me regalan amores de trastienda en años de carencia, donde lo más difícil era decir “hasta que la muerte nos separe”, ya que eso podía ocurrir demasiado pronto.
Si aprieto con fuerza mis ojos, veo unas manos que tuvieron que arremeter contra lo que tocaba vivir y saltar más allá de lo confortable, pensar en lo coherente, y decidir con el más puro corazón que se hubiera visto.
Si aprieto con fuerza mis ojos veo a un ser humano que se jugó el tipo por ser fiel a su conciencia, mentes así quedan pocas en esta vida, yo conocí a una de ellas.
Si de repente abro los ojos y no me gusta lo que veo, los vuelvo a cerrar para retomar las vidas de los que sí se movían con honestidad. Aunque estos ojos jamás la han visto, me viene al recuerdo el semblante de una mujer, su mujer, que supo agarrarse fuerte y ser el timón de la vida del que a su vez era veleta.
Quiero cerrar los ojos, dibujar personas como las que hay detrás de esas manos, que nunca se me olvide que el amor puede ser eterno y que los sentidos pueden mover este círculo hermoso de la vida.
De la unión de esas manos nacieron otras que llevan el sello de la fidelidad y la templanza.
Ya no quiero nada más, hoy no, hoy tan sólo quiero mirar esas manos…
Con cariño, con muchísimo cariño.
Sue

30 comentarios:

  1. Hola Sue esta debajo de la entrada Envuelta en llamas, ahora me he quedado dudando si se ve, osea si lo pueden ver, la entrada se llama
    La dama del recuerdo, Jaime Ades.

    Si no la ves ahora pues entonces no sale, y no entiendo como yo la veo.

    ResponderEliminar
  2. Preciosa foto, imagino a una buena persona detrás.
    Un abrazote, Sue!!!!!!!
    Javi

    ResponderEliminar
  3. Quiero tener una foto como esa, su mano junto a la mía...

    Manos llenas de experiencia, de vida, de lucha, de amor.

    Yo también voy a cerrar los ojos, pero con los pies en la tierra, que parece que no, pero luego el porrazo duele.

    Tus palabras están llenas de dulzura, siempre son un bálsamo para mí.

    Un besito linda niña

    ResponderEliminar
  4. Siempre que he visto una pareja de ancianos me ha venido a la mente como seré yo de mayor, si llegaré a esa edad, y sobretodo junto a mi esposo.

    Esas manos unidas por tantos años habrán sufrido, reido, luchado.....pero siempre juntas.

    Ojalá todos podamos llegar, sino a esa cifra, a una bien grande y será porque el fruto de tantos años no ha conseguido separarnos.

    Un beso de chocolate.

    Geli.

    ResponderEliminar
  5. Quiero unas manos como esas, Sue.
    Quiero unas manos que me den amor eterno.
    Me encanta como lo cuentas, no sé quien hay detras de esas manos pero son tan bonitas...
    un beso,
    María

    ResponderEliminar
  6. Hola mi niña Sue:

    Mira que hace que no me paso por aquí, pero tengo abandonado el mundo blog.

    Cuando he visto la foto no he podido evitar entrar y leer, la recurdo perfectamente del Bolo, sonn las manos de los padres de la Milá. Sus post no los olvido, pero sus fotos menos, por eso la he reconocido al instante y mira que es de hace años ya.

    Ya quisiera yo y muchos tener una mano a la que agarrarme para transmitir tanto cariño y unión cuando sea mayor.

    Envidio a esas parejas que se acompañan a lo largo de la vida, que aprenden a respetarse y a entenderse y que viajan juntas. Que son capaces de agarrarse y seguir caminando unidas.

    Un beso RataSue.
    Cata

    ResponderEliminar
  7. Todos deseamos de una manera u otra unas manos y una historia de amor como esa.
    Sirocos, Javi, Ion, Geli, Maria, Cata...
    POr cierto, Cata, me hace mucha gracia cuando me llamas RataSue o LittleSue, esos apodos salieron de ti y hace ya tiempo, sé que es tu manera cariñosa de saludar y me encanta. Te he visto en algún que otro blog estas semanas, pero no con la frecuencia de antes, me alegra que la foto te haya hecho entrar.
    Detrás de las manos, la vida misma...

    ResponderEliminar
  8. Me acuerdo como me emocioné con esa foto por todo lo que representa. Qué suerte más grande...
    Y encima me has tocado más la fibra nombrando mi casa... el sitio más maravilloso del mundo para nacer y crecer. Esa plaza esconde mil millones de momentos... de todos ellos aprendí algo.
    Per molts anys!
    Petons
    Eli

    ResponderEliminar
  9. Y llegar así los dos juntos...qué envidia sana.
    Besote, Sue.
    Edu

    ResponderEliminar
  10. Es como una especie de reto poder vivir el amor hasta el final de tus días, poder enlazar esa mano que te guía con firmeza y seguridad con un simple apretón. Es impresionante la fuerza que te da esa presión en tu mano, o una mirada cómplice en la que eres capaz de navegar a ciegas y sin perder el rumbo.
    El sexo es importante, no voy a ser yo quien diga lo contrario, pero yo me quedo con la sensación de ternura, seguridad y enorme amor que te da enlazar la mano del hombre al que adoro.
    Un beso enorme, mi peque favorita.

    ResponderEliminar
  11. Ay Pantera, un abrazo muy grande!!!
    El tacto, la palabra, los ojos, el oido...todo es lenguaje de amor eterno. Claro que puede sanar cualquier cosa...
    Un apretón y mil
    Sue

    ResponderEliminar
  12. Hola Sue, hoy llego más cansada que nunca del trabajo, y esas manos unidas me dan tanto Sue.
    Son manos llenas de vida, son manos unidas que han compartido toda una vida, son manos bellas. Que bien me ha venido venir a verte y sentir esa foto adorable y sentir un poco de ti.
    Abrazos y más abrazos.
    Jacquie.

    ResponderEliminar
  13. Buenísimo, gracias, muchas gracias por regalárnoslo.

    ResponderEliminar
  14. Escribes muy bien, tanto que describir esas manos y esa vida tras ellas, es viajar un poco a través del recuerdo que dejaron en mí otras manos tan parecidas a las del sentimiento que has hecho eco de alguien que te importa de verdad. Manos que tienen demasiadas huellas, mucha historia que contar.

    Es un placer leerte siempre.

    ResponderEliminar
  15. … Muchas personas piensan que la fidelidad es sinónimo de atadura, yo no lo considero de esta manera. La fidelidad es compartir con otra persona la propia Vida, sea amante o sea amiga; es compartir alegrías, tristezas, ilusiones, desánimos, momentos. .. Es un compromiso silencioso que te concede una libertad plena y el mayor conocimiento del significado de la palabra Amor. Eres fiel si te caes y te vuelves a levantar, eres fiel si perdonas y abrazas al que ha caído.

    Contemplo la fotografía de esas manos sin leer su historia y, sencillamente, ¡me emociono!... Cada arruga o cada mancha en la piel esconden muchas huellas, sin embargo, es la unión de esas manos la que transmite en susurros: ¡A pesar del tiempo, estoy contigo… a pesar del tiempo, te amo!. Esas manos, para mí, son una viva imagen no tan sólo de la fidelidad sino de la Felicidad.

    Querida Sue, ¡el Amor puede ser eterno!, ¡es cierto!... Puede nacer entre una pareja de enamorados, seguir en los hijos que estos han engendrado, continuar en las personas que se han colado en el corazón de esos hijos, prolongarse entre el mundo que admirado los contempla, mantenerse mientras existan los buenos sentimientos que se prolongan durante toda la Vida.

    … Tú nunca llegas tarde, para mí siempre llegas.
    Un abrazo inmenso
    Pepy

    ResponderEliminar
  16. Entraré mañana con más tiempo a leerte mi dulce Sue. Hoy entro para dejarte un regalo. En mi rinconcito me dijiste que Amelie nos unió, así lo creo yo también.

    Con todo el cariño que sabes que te tengo y acompañado de un fuerte abrazo, aquí te dejo este enlace. Para ti, sólo para ti. Aquí va:

    http://www.youtube.com/watch?v=anx5Hkr-eyM

    ResponderEliminar
  17. Mirando esas manos puedo imaginar mil historias vividas una al lado de la otra, envejecer juntas,qué bonito y qué tierno a la vez.

    Si cierro en este momento los ojos,imagino qué estás bien...

    Besitos de buenas noches.
    May.

    ResponderEliminar
  18. El mismo día que publicaste esta entrada, el 16 de abril, mis abuelos paternos cumplían justo 59 años de casados. 59 años que no han sido fáciles para ninguno de los dos. Han tenido que luchar contra viento y marea por poder seguir hacia adelante... Pero el AMOR todo lo puede, y aquí siguen, entre nosotros, dándonos un gran ejemplo a todos de como se puede y se debe creer en el AMOR, en la VIDA, en el COMPARTIR.
    Espero y deseo de corazón que estés bien.
    Besos y un fuerte abrazo mi dulce Sue.

    ResponderEliminar
  19. Yo también recuerdo esas manos perfectamente del dia que las puso Mercedes Milá en el bolo.

    Es una imagen inolvidable para mí porque además de recordarme la de mis padres hace muchos años, es lo que yo deseo para mí en un futuro venidero.

    Espero poder hacerme una foto parecida dentro de unos cuantos años con el hombre que me acompaña desde hace 37 años en mi vida, y con el cual espero envejecer y morir a su lado.

    Un beso, guapa malagueña

    BRAVISSIMA

    ResponderEliminar
  20. Manos unidas.
    Fuerte abrazo a los dos,ay¡el primer día que supe de ti...llevas dentro tanto.
    Te imagino,Se abrió el cielo cuando rozaste sus manitas.
    Paqui.

    ResponderEliminar
  21. Benditas manos!!!

    ...Si aprieto con fuerzas mis ojos, alcanzo a ver tus manos, esas que han sido en muchas ocasiones un instrumento de tu voz, esas que no entienden de espacio ni tiempo, que se mueven como un corazón al son de cada latido.

    ...Si aprieto con fuerzas mis ojos, veo tus manos arrugadas por el paso del tiempo, con todo lo que ello significa, unidas por el lazo invisible del Amor que acarician tus días.



    Sue, aquí te dejo un libro, no sé si lo habrás leído, si no es así tómalo como un REGALO, espero que llegues a la página 31..., así sabré que te ha cautivado.

    "La rueda de la vida", de Elizabeth Kübler-Ross.


    ---Felicidades por la conferencia y disfruta del niño--

    Un Fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  22. Lo buscaré y lo leeré...
    No sabré decirte si llegué o no a la 31, lo dejaré aquí escrito, así podrás saber si me cautivó o no.
    Leo casi todo lo que me recomiendan...
    Aunque no hayas firmado y seas anónim@ iré detrás de las letras que me "regalas".
    Otro fuerte abrazo.
    Sue

    ResponderEliminar
  23. Querida Sue: "te echo de menos", me dices en mi blog y me hace tanto, pero que tanto bien que no puedo expresarlo con simples palabras. Gracias!!!

    En cuanto a las manos, que puedo decirte, ójala con los años alguien me haga una fotografía semejante...aun siendo consciente de lo díficil que es para mi en este preciso momento....aun asi sigo creyendo en el amor,en mi amor....


    Un besazo mi querida Sue, como siempre, de tu puerquita.

    ResponderEliminar
  24. Hola Sue, esas manos yo las veo dentro de ti.
    Veo un compromiso contigo misma y dos manos enlazadas.
    Felicidades por esa conferencia, por esa fe que tú tienes.
    Eres más fuerte de lo que te crees.

    Un abrazo muy fuerte.

    Menta.

    ResponderEliminar
  25. Sueño y realidad, quizás detrás de cada cual existe la añoranza de lo honesto,la valentía de aquellos que supieron entender que el amor estaba por encima de las circunstancias, a las duras y a las maduras, añoranza de la coherencia, de la sabiduría, de la espera, manos que estoy segura reconocerán con satisfacción una vida valiente, de trabajo, de frutos hermosos de amor, de honestidad...al final en esta vida se ven más resultados de lo que hacemos que quizás esperamos, en fin, despues de nuestro ratito tan hermoso de hoy, apuesto por vivir, por arriesgar desde el corazón y el bien hacer, apuesto por amar que al final es lo que más alegría y satisfacción nos dá, por la honestidad y la fuerza, por mantenerme siempre asida a la mano de EL.
    Qué hermoso que escribes amiga mia, que hermoso corazón, qué hermoso corazón tienes.
    R.

    ResponderEliminar
  26. ¿Y si mañana, tú y yo, al fotografiar nuestras manos, descubrimos también que hemos recorrido toda una vida juntos?. Sería hermosísimo, sería aquí o allá. Tampoco habríamos estado exentos de dificultades porque no hay vida sin ellas, pero ninguna que no puedan vencer dos corazones como los nuestros. Caminemos en esa dirección princesa, porque no hay nadie que no desee alcanzar ese horizonte...

    ResponderEliminar
  27. Gracias a Tí Sue, posees la capacidad de asombrarme, siempre, desde el primer día que supe de tu existencia.
    Me alegró muchísimo saber que deborastes el libro "la rueda de la vida", aunque nunca dudé de ello, me alegró enormemente aún con todo!!!, a mí también me encantó en su día y nunca lo he olvidado.


    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  28. "Quiero cerrar los ojos, dibujar personas como las que hay detrás de esas manos, que nunca se me olvide que el amor puede ser eterno y que los sentidos pueden mover este círculo hermoso de la vida".

    Me ha encantado este escrito... te felicito!. Abrazo. Jabo

    ResponderEliminar
  29. Creo conocer esas manos unidas...

    Bonito tu escrito, como siempre. siento perderme la mayoría de tus entradas, estoy fuera y muy liado y mi blog ya tiene telarañas.

    Me encanta la foto principal y algo me dice que eres tu y la del caballo, genial!!, también eres tu??, esa sonrisa delata todo...

    Un abrazo niña Sue.

    ResponderEliminar

Escribe lo que quieras...

Loading...